Las sombras de mi alma

El Retiro. Desde el siglo XVII ha ambientado algunos amores faustos, y otros infortunados. Familias que se reencuentran tras años de espera, o que se separan para siempre. Anhelos que se elevan sobre los árboles y esculturas… y sueños que se hacen añicos, cayendo en este mismo suelo que hoy piso, desintegrándose entre las hojas…